Share This Post

Noticias destacadas

¿Qué ver en una ruta por Malmo y Copenhague?

¿Qué ver en una ruta por Malmo y Copenhague?



Malmo y Copenhague son dos de las ciudades nórdicas más importantes. A pesar de estar en dos países diferentes (Malmo es sueca y Copenhague es la capital de Dinamarca) sólo las separa un puente de varios kilómetros que cruza el mar Báltico. A parte de la visión impresionante que podemos tener del Báltico al atravesarlo, hay muchísimas cosas que ver tanto en Malmo como en Copenhague.

Por eso, en este artículo hemos hecho una recopilación de las cosas más interesantes que ver en tanto en Malmo como en Copenhague. En primer lugar, una cosa digna de admirar ya desde el principio es el famoso puente de Øresund que une ambas costas del Báltico y que es una de las mayores proezas de la ingeniería. Este puente puede competir en desarrollo y magnitud con otras obras de la ingeniería como pueden ser los rascacielos de Dubai u otros puentes más antiguos como el de San Francisco. Merece la pena visitarlo.

¿Qué ver en Malmo y Copenhague?

En Malmo, sin duda el punto más importante que conviene ver es la Stortoget, un lugar central alrededor del cual se articula la ciudad entera. En él está el ayuntamiento y la estación de ferrocarril y de él sale la principal arteria comercial de la ciudad. En esa zona también están edificios muy singulares como la Farmacia del León, que tiene una de las fachadas más hermosas de la ciudad. De hecho, en uno de los muros de la farmacia, aún se conservan anuncios y productos del siglo XIX.
El edificio más antiguo de Malmotampoco está muy lejos. Se trata de la iglesia de San Pedro. Data del siglo XIV y, a pesar de ser de esa época y haber sido construida bajo el influjo de las nuevas iglesias alemanas, la torre no es tan antigua. Además de la Stortoget y la iglesia de San Pedro, otra zona que destaca por su interés en Malmo es Lilla Torg, donde se pueden degustar las especialidades locales en uno de sus numerosos restaurantes.
Copenhague, por su parte, no se queda atrás en todo lo que tiene que ofrecer al viajero. Sin duda, una de las mejores formas de descubrirla es como hacen los locales: en bici. Y es que no en vano Copenhague es una de las ciudades más ecológicas de Europa y donde mejor se trata a los ciclistas. Nada que ver con España. Además de las bicicletas, otra opción para descubrirla es el kayak. No son pocos los operadores que ofrecen este tipo de tours.
Sin embargo, quizás lo más especial en Copenhague sea el barrio de Christiania. Se trata de un barrio hippie al más puro estilo  Haight-Ashbury de San Francisco pero con una clara inclinación europea. Los grafitis, las casas de estilo groenlandés, los restaurantes aptos para veganos y los conciertos y murales harán las delicias de los amantes del estilo de vida más alternativo.
Por último, podemos visitar también en Copenhague el castillo de Rosenborg y el palacio de Amalienborg, dos joyas arquitectónicas de lo más imponente que no tienen nada que envidiar a los suntuosos palacios y castillos de la Europa occidental.



Source link

Share This Post

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Lost Password

Register

Ir a la barra de herramientas